Que es la Meditación

<h2>Para logar el conocimiento del ser, crecer a un estado de divinidad y liberarte de los bloqueos u obstáculos de la mente, necesitas la ayuda de la Meditación.

Meditacion

Simplemente estas ahi, sentado, sin hacer nada… y todo es silencio, todo es paz, todo es bendición. Has entrado en Dios, has entrado en la verdad. -Osho-

Habitualmente solemos vivir inmersos en malestar y sufrimiento y culpamos de ello a las influencias externas, el gobierno, el país, el vecino, mi pariente, etc. Solemos convencernos de vivir en un mundo hostil y agresivo. Nos terminamos enroscando en problemas pasados tratando de analizar qué hubiera pasado si…. O esperando un futuro que siempre está lejos y nunca llega… y nuevamente la carrera de la rata, damos vueltas y vueltas entre en pasado y el futuro sin mirar el Presente.

Curso Maestro Reiky

En realidad, “la mente” No existe como entidad. Si observamos bien, sólo existe una sucesión de pensamientos que es más o menos automática. Los pensamientos surgen de la nada, algunos nos resultan agradables, otros desagradables y otros neutrales. A veces suelen desaparecer casi de inmediato, otras veces insisten en perdurar en nuestra conciencia, clamando por nuestra atención o acción, de manera obsesionante o persecutoria. Puesto que el sentimiento sigue al pensamiento, puede hacernos sentir cualquier cosa, desde felicidad, satisfacción, euforia, depresión, desesperación, paranoia, etc.

Meditar es experimentar el alivio de la desazón y el parloteo constante de la mente para sentir el silencio y la paz interior.

Meditar es estar atentos y ser plenamente conscientes, en el aquí y ahora, de nuestros pensamientos y sentimientos, de nuestro cuerpo y movimientos, de todo nuestro entorno.

La meditación, es encontrar calma y alegría que es naturalmente parte de nosotros y que olvidamos porque nos identificamos más con la mente, solemos decir que somos realistas.

Cuando estamos en silencio, observando solamente los pensamientos y no nos identificamos con ellos, podemos ver la vida más allá de nuestros juicios, temores y patrones de pensamiento. Nos sentimos plenos, con el corazón abierto, en paz. Caminar, comer, trabajar, todo lo podemos convertir en una meditación si le ponemos toda nuestra atención y podemos estar presentes. Cuando permitimos que la creatividad fluya, eso también es meditación.

Si logras cada día escaparte del mundo y dejas a un lado esos pensamientos, de donde vienen nuestras angustias, enfermedades, tristezas, contrariedades y fluctuaciones emocionales, podrás conectarte con el amor universal y estar más cerca de una felicidad más evolucionada e incondicional: tu felicidad innata.

Curso-de-Yoga

Leave a Reply